Poema

Ventana

Te hace llorar, pero deberías sentirte halagada.
Nos pasa a todos los humanos.
Ardemos, volamos, vivimos, besamos;
encontramos oro en nuestros cajones
y basura en una mina.

Comprendo que ya no bailes como antes
porque la noche que nunca sucedió
se llevó todo el brillo de tus ojos.
Yo tampoco bailo.

¿Somos salvajes o somos valientes?
La duda siempre te gustó.
Te volvió loca, y esa locura
me mataba.

Te diste cuenta de que la victoria
es para los perdedores,
y que ganar significa entregarlo todo
aunque no tengas nada.
Yo sólo busco que me busques.

Sé que eran para mí, y los amaba;
tus brazos, tus palabras, tu tiempo, tus besos.
Cada que te pierdo, me encuentro.
Juro que cuando halle la cura,
ya no vas a estar aquí
para verlo;
nunca has estado.

Somos como un monstruo odiando a otro.

Quizás es mejor que no creas todo lo que digo.
Igual te veo mañana, o nunca.
Pero no olvides echar, de vez en cuando,
una mirada a través tu ventana.

Tal vez quieras leer

Sin comentarios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: