Poema

Trama

De dioses y ninfas,
almas rotas, imperios olvidados,
yunques con óxido de guerra,
ambición, misterio,
proezas nunca admitidas,
eslabones perdidos,
cartas sin remitente,
lluvia ácida y risa fingida;
de ángeles afónicos,
ondas expansivas,
melodías de cuna,
arte contemporáneo,
caminatas a la madrugada y
desconsuelo;
de sudor frío y piernas temblorosas,
nostalgia de invierno,
amor a primera vista,
ideas desquiciadas,
manantiales de fuego,
terremotos y volcanes,
la caída luego de la cúspide,
la noche infinita,
el contorno de los árboles,
la maleza y la sal,
huesos expuestos;
de explosiones nucleares,
suelo fértil,
eclipses y despedidas,
llagas en las manos,
instrumentos musicales,
pirámides y huellas en la arena,
dolor, delirio;
de cerebros y corazones,
indiferencia, plumas
a la merced del viento,
límites impuestos por uno mismo,
gritos de desesperación,
decisiones unánimes,
sabor y forma,
color y tacto,
aviones a mitad del océano,
escalofríos, sed,
sofocación, caricias falsas;
de tiranía, abstinencia,
oro puro, ojos mirando al horizonte,
tierra natal, lengua madre,
carreteras desoladas;
de tortura y sacrificio,
piel áspera, piedras suaves,
camas vacías,
pasión por la vida,
fantasía, frutas maduras,
derroche y lúgubres jardines,
polvo denso,
silencio incómodo;
de capicúas y estrellas fugaces,
lápidas viejas,
karma, injusticia,
púas en los miedos,
rostros de sorpresa,
vías del tren con destino
a la coincidencia.
De ti, de mí,
de nosotros;
de nadie más.

Tal vez quieras leer

Sin comentarios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: