Poema

Ella

Ella:
Caída libre.
Llorar de alegría.
Árboles marchitos.
Un reloj sin batería.
El reflejo de la luna.
Un corazón rebelde.
Cartas sin remitente.
La curva más peligrosa.
El olor de un libro nuevo.
Confiar en un desconocido.
El alfabeto en orden aleatorio.
Armar un rompecabezas sin ver.
Una montaña de almas rotas.
Aprender a caminar.
Besos en la frente.
Locuras por amor.
El ímpetu del viento.
Resolver un acertijo.
Café a la medianoche.
Sexo de madrugada.
Conversaciones matutinas.
Cadenas que no esclavizan.
Contemplar el ocaso frente al mar.
El sistema de ignición de una turbina.
Recordar lo que estabas buscando.
Olvidarlo de nuevo al entrar a la habitación.
Descubrir la verdad que creías que estaba oculta.
Carcajearte hasta que te duelan las mejillas y el abdomen.
Saber la respuesta antes de terminar la pregunta.
El fúnebre canto de un ángel sin alas.
El secreto de la vida eterna.
La razón de existir.
La noticia de que tus padres siguen con vida.
Cantar a solas con la música a todo volumen.
Bailar a solas con la música a todo volumen.
Vivir a todo volumen.
Un defecto en la línea de producción, desechado en el basurero y hallado por el niño descalzo de mirada despierta que buscando solamente un juguete encontró algo más valioso que su vida misma.
La escala.
El ritmo.
La pauta.
El compás.
El momento que no olvidaré jamás.

Tal vez quieras leer

Sin comentarios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: